Imbéciles anónimos, de José Mariano Leyva: vidas anestesiadas

Los personajes de Imbéciles anónimos están condenados. El protagonista de pronto se reconoce como un asesino, como el cómplice de un homicidio que se registra en medio de la nada. Con él han llegado a una casa de Cuernavaca otros seres víctimas de “la era de la anestesia”, la posmodernista, y de la frustración de haber llegado tarde a todo, como sienten algunos de los nacidos en los años setenta. Se desconocen entre sí. “Imbéciles anónimos es una novela de euforia prolongada por el beat de un DJ. Pero también es una explosión de rabia nihilista como distintivo generacional”, escribe J.M. Servín.

El autor, afirma, “se perfila como un exquisito narrador kamikaze que con la narcosis, el sexo sin profilaxis, la música electrónica y el gadget tecnológico como fuselaje, estalla contra el aquí y el ahora de una sociedad predecible y aburrida. El impulso vital de un grupo de amigos ‘hermosos y malditos’ es el combustible de esta historia”.

José Mariano Leyva (Cuernavaca, 1975) es autor de El ocaso de los espíritus. El espiritismo en México en el siglo xix (Cal y Arena, 2004) y El complejo Fitzgerald. La realidad y los jóvenes escritores a finales del siglo xx (Fondo Editorial Tierra Adentro, 2008).

(José Mariano Leyva, Imbéciles anónimos. Editorial Mondadori, 2011, 320 p.)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: